Enfermedades de la Voz. Afonía y Disfonía.

CCOO advierte que las enfermedades laborales de la Voz perjudican gravemente la salud del profesorado, cantantes,teleoperadores, locutores, etc.

RECONOCER para PREVENIR

Enfermedad profesional

¿Cuáles son las enfermedades de la voz?

El nuevo cuadro de enfermedades profesionales reconoce como enfermedad profesional los nódulos en las cuerdas vocales, que tienen como agente causante los esfuerzos sostenidos de la voz.

La voz es un instrumento fundamental para la comunicación con los demás pero para algunos profesionales es además su herramienta de trabajo. El uso correcto de la voz requiere un aprendizaje.

¿Qué enfermedades de la voz existen?

Afonía profesional: es la pérdida de la voz (temporal) o la incapacidad de hablar.

Disfonía profesional: se llama también ronquera y es un trastorno de la voz que no supone la pérdida total (afonía).

La mayoría de trastornos vocales se han asociado generalmente a factores individuales de las personas trabajadoras incluso en ocasiones a causas del género sin tener en cuenta otros  factores como los ambientales y organizativos de las empresas. Cuales son éstos:

Factores externos:

Factores ambientales inadecuados: Falta de humedad ambiental, exceso de frío o calor, polvo, humo, etc.

Condiciones del espacio de trabajo: Ruido.

Factores organizativos: Sobrecarga de trabajo, no realizar pausas que nos permitan recuperar físicamente los músculos.

Factores individuales:

Volumen de voz demasiado alto.

Inspirar constantemente por la boca y de forma incorrecta o insuficiente.

Articulación rápida y pobre sin marcar las letras y vocales.

– Utilizar tonos de voz demasiado graves o demasiado agudos.

Estar tenso, estresado y contracturado.

– No dar importancia a los trastornos de la voz, por lo que éstos se agudizan.

Malos hábitos como fumar, beber alcohol y no dormir suficientemente porque aumenta la fatiga.

¿Qué profesiones están más expuestas?

– Docentes.

– Operadores de telemarketing.

– Comerciales y asesores.

¿Cómo prevenir los trastornos de la voz durante el trabajo por parte de la empresa?

Articula los sonidos de forma correcta y amplia, logrando un mayor alcance de la voz, dando reposo a los órganos de fonación y permitiendo que se comprenda mejor el discurso.

Emplea un ritmo de emisión vocal correcto, ni excesivamente rápido ni monótono.

Controla la postura mantén la espalda recta, los hombros hacia atrás y la barbilla relajada, al estar sentado no cruces las piernas.

Intenta no hablar mientras estés realizando algún esfuerzo físico.

Evita gritar y no fuerces la voz.

Sé consciente de la respiración abdominal o diafragmática cuando hables.

Bebe agua en pequeñas cantidades frecuentemente.

Procura no tomar bebidas excesivamente frías o calientes.

Procura no consumir tabaco, cafeína, bebidas alcohólicas y especias picantes afectan a la voz.

Deja descansar la voz durante las pausas y evita las exposiciones prolongadas (especialmente si ya se padece alguna alteración en la voz). En caso de irritación de garganta, es mejor tomar caramelos de miel o cítricos, que de menta.

Para más información, puedes descargar nuestro tríptico sobre enfermedades de la voz, afonía y disfonía aquí.